Bienvenido

ATENCION: NO CREAS EN LA GUIA DE RELIGIONES PORQUE ESTAS SON PARTE DE LA GRAN RAMERA TU MAESTRO VIVE TU SIEMPRE LO PROFESAS ENTONCES USALO 1 JUAN 2.27 ES VERDADERO Y NO TENEIS NECESIDAD DE QUE NADIE OS ENSEÑE. EL EJÉRCITO INVENCIBLE. LA REVOLUCION PACIFICA POR LA LIBERTAD HUMANA HA COMENZADO. PRIMERA MISIÓN DIFUNDIR LA INFORMACIÓN POR LA LIBERTAD, UNETE A LA LUCHA

Bienbenidos a La Radio Jovenes Para Cristo

QUE PASA EN NUESTRO PLANETA

.

sábado, 27 de marzo de 2010

EL SERMON DEL MONTE MATEO 5

http://www.mscperu.org/grafic/biblia/pint/Jesus/picJesus/Predicando.jpg


EL SERMON DEL MONTE
Mateo 5


 1El sermón del monte es el sermón más grandioso de todos los tiempos. Todos pueden apreciar el poder de estas palabras a primera vista, pero el significado real ha estado escondido de la mayoría de la gente a través de los siglos.


Por esa razón, estoy añadiendo una corta explicación de los primeros versículos entre paréntesis. El texto entre paréntesis (corchetes) es cometario o aclaración.


     Cuando vio la multitud, subió al monte; y al sentarse él, se le acercaron sus discípulos.
 2 Y abriendo su boca, les enseñaba diciendo:
 3 "Bienaventurados los pobres en espíritu, porque de ellos es el reino de los cielos.


[Bienaventurados son aquellos que saben que son pobres en espíritu, que saben que necesitan más del Espíritu Santo, que saben que tienen gran necesidad y están en la pobreza espiritual. Apoc 3: 17-19. Pero ¡ay de vosotros los ricos! Porque estáis recibiendo vuestro consuelo. Lucas 6:25. Jesús vino a predicar el evangelio a los pobres (en Espíritu) porque sólo aquellos que saben que son esclavos del pecado, pueden oír la oferta de su evengelio para destruír el pecado en ellos y liberarlos de verdad. Como dijo Jesús: "El que tiene oídos, que oiga."]


 4 "Bienaventurados los que lloran, porque ellos serán consolados. [Bienaventurados son aquellos que lloran porque han esperado y oído al Espíritu Santo, que les muestra que ellos son esclavos del pecado, amarrados al egoísmo, cautivos de sus deseos, y esclavos de sus emociones, porque ellos serán consolados.]


 5 "Bienaventurados los mansos, porque ellos recibirán la tierra por heredad. [Bienaventurados son los que han sido cambiados por el Espíritu de Dios para llegar a ser humildes, amables, y en control de sus emociones, porque ellos heredarán una tierra nueva en la próxima vida.]


 6 "Bienaventurados los que tienen hambre y sed de justicia, porque ellos serán saciados. [Bienaventurados son los que quieren ser libres del pecado, que tienen hambre de la alabanza de Dios en vez de la alabanza de los hombres; y debido a esa hambre, ellos buscan a Dios con todo su corazón y su alma para después recibir la purificación del Espíritu Santo de sus corazones y sus almas, llegando así a ser justos. Juan nos advierte: Hijitos, nadie os engañe. El que practica justicia es justo, como él es justo. Jesús dijo: Yo soy el pan de vida. El que a mí viene nunca tendrá hambre, y el que en mí cree no tendrá sed jamás. Juan 6:35. Yo os mostraré a qué es semejante todo aquel que viene a mí y oye mis palabras, y las hace [las practica y las obedece]. Es semejante a un hombre que al edificar una casa cavó profundo y puso los cimientos sobre la roca. Y cuando vino una inundación, el torrente golpeó con ímpetu contra aquella casa, y no la pudo mover, porque había sido bien construida. Lucas 6:46-47.]


 7 "Bienaventurados los misericordiosos, porque ellos recibirán misericordia.[Aquellos que perdonan serán perdonado. La misericordia triunfa sobre el juicio. Aquellos que no perdonan a otros, que se quedan enojados, que guardan rencor, que resienten a otros, no serán perdonado por Dios. El Señor quiere misericordia, no sacrificio.]


 8 "Bienaventurados los de limpio corazón, porque ellos verán a Dios. [Bienaventurados son aquellos a quienes el Espíritu Santo limpia para purificarlos, porque ellos verán la gloria de Dios en el rostro de Cristo Jesús que aparece en sus corazones, con una gloria que siempre va en aumento. A menos que usted tenga un corazón purificado, usted no verá a Dios..]


 9 "Bienaventurados los que hacen la paz, porque ellos serán llamados hijos de Dios. [Bienaventurados son los que buscan la paz, quietud y confianza para siempre, lo cual es el fruto de la justicia.]


 10 "Bienaventurados los que son perseguidos por causa de la justicia, porque de ellos es el reino de los cielos. [Todos los que han decidido vivir sobriamente en Cristo Jesús sufrirán persecución. Puesto que Cristo ha padecido en la carne, armaos también vosotros con la misma actitud. Porque el que ha padecido en la carne ha roto con el pecado. Es preciso que a través de muchas tribulaciones entremos en el reino de Dios.]


 11 "Bienaventurados sois cuando os vituperan y os persiguen, y dicen toda clase de mal contra vosotros por mi causa, mintiendo. [Hablándole a sus discípulos verdaderos, (entonces y ahora), Jesús dijo: Si el mundo os aborrece, sabed que a mí me ha aborrecido antes que a vosotros. Si fuerais del mundo, el mundo amaría lo suyo. Pero ya no sois del mundo, sino que yo os elegí del mundo; por eso el mundo os aborrece. Acordaos de la palabra que yo os he dicho: 'El siervo no es mayor que su señor.' Si a mí me han perseguido, también a vosotros os perseguirán. Si han guardado mi palabra, también guardarán la vuestra. Pero todo esto os harán por causa de mi nombre, porque no conocen al que me envió. Juan 15:18-21; y aun viene la hora cuando cualquiera que os mate pensará que rinde servicio a Dios. Juan 16:2.]


 12 Gozaos y alegraos, porque vuestra recompensa es grande en los cielos; pues así persiguieron a los profetas que fueron antes de vosotros.
 13 "Vosotros sois la sal de la tierra. Pero si la sal pierde su sabor, ¿con qué será salada? No vale más para nada, sino para ser echada fuera y pisoteada por los hombres.



 14 "Vosotros sois la luz del mundo. Una ciudad asentada sobre un monte no puede ser escondida. [Cuando usted sea trasladado al reino de Dios, cuando usted comparta la heredad de los santos en la luz, para llegar a ser hijo de la luz, entonces Dios lo habrá hecho una luz guiadora para el mundo, y por medio de usted él le mostrará al mundo la sabiduría, el amor, y el poder de Dios.]


 15 Tampoco se enciende una lámpara para ponerla debajo de un cajón, sino sobre el candelero; y así alumbra a todos los que están en la casa.
 16 Así alumbre vuestra luz delante de los hombres, de modo que vean vuestras buenas obras y glorifiquen a vuestro Padre que está en los cielos.
 17 "No penséis que he venido para abrogar la Ley o los Profetas. No he venido para abrogar, sino para cumplir.
 18 De cierto os digo que hasta que pasen el cielo y la tierra, ni siquiera una jota ni una tilde pasará de la ley hasta que todo haya sido cumplido.
 19 "Por lo tanto, cualquiera que quebranta el más pequeño de estos mandamientos y así enseña a los hombres, será considerado el más pequeño en el reino de los cielos. Pero cualquiera que los cumple y los enseña, éste será considerado grande en el reino de los cielos. [Vea Rom 3:31, Sant 1:21-25]
 20 Porque os digo que a menos que vuestra justicia sea mayor que la de los escribas y de los fariseos, jamás entraréis en el reino de los cielos.
 21 "Habéis oído que fue dicho a los antiguos: No cometerás homicidio; y cualquiera que comete homicidio será culpable en el juicio.
 22 Pero yo os digo que todo el que se enoja con su hermano2 será culpable en el juicio. Cualquiera que le llama a su hermano 'necio' será culpable ante el Sanedrín; y cualquiera que le llama 'fatuo' será expuesto al infierno de fuego.
 23 "Por tanto, si has traído tu ofrenda al altar y allí te acuerdas de que tu hermano tiene algo contra ti,
 24 deja tu ofrenda allí delante del altar, y ve, reconcíliate primero con tu hermano, y entonces vuelve y ofrece tu ofrenda.
 25 "Reconcíliate pronto con tu adversario mientras estás con él en el camino; no sea que el adversario te entregue al juez, y el juez al guardia, y seas echado en la cárcel.
 26 De cierto te digo que jamás saldrás de allí hasta que pagues el último cuadrante.
 27 "Habéis oído que fue dicho: No cometerás adulterio.
 28  Pero yo os digo que todo el que mira a una mujer para codiciarla ya adulteró con ella en su corazón.3
 29 Por tanto, si tu ojo derecho te es ocasión de caer, sácalo y échalo de ti. Porque es mejor para ti que se pierda uno de tus miembros, y no que todo tu cuerpo sea echado al infierno.4 [saque el ojo que mira a una mujer para desearla, cometiendo así adulterio].
 30  Y si tu mano derecha te es ocasión de caer, córtala y échala de ti. Porque es mejor para ti que se pierda uno de tus miembros, y no que todo tu cuerpo sea echado al infierno.
 31  "También fue dicho: Cualquiera que despide a su mujer, déle carta de divorcio.
 32 Pero yo os digo que todo aquel que se divorcia de su mujer, a no ser por causa de adulterio, hace que ella cometa adulterio. Y el que se casa con la mujer divorciada comete adulterio.
 33 "Además, habéis oído que fue dicho a los antiguos: No jurarás falsamente; sino que cumplirás al Señor tus juramentos.
 34 Pero yo os digo: No juréis en ninguna manera; ni por el cielo, porque es el trono de Dios;
 35 ni por la tierra, porque es el estrado de sus pies; ni por Jerusalén, porque es la ciudad del Gran Rey.
 36 No jurarás ni por tu cabeza, porque no puedes hacer que un cabello sea ni blanco ni negro.5
 37 Pero sea vuestro hablar, 'sí', 'sí', y 'no', 'no'. Porque lo que va más allá de esto, procede del mal [el espíritu de Satanás dentro de usted].
 38 "Habéis oído que fue dicho a los antiguos: Ojo por ojo y diente por diente.
 39 Pero yo os digo: No resistáis al malo. Más bien, a cualquiera que te golpea en la mejilla derecha, vuélvele también la otra.
 40 Y al que quiera llevarte a juicio y quitarte la túnica, déjale también el manto.
 41 A cualquiera que te obligue a llevar carga por una milla, ve con él dos.
 42 Al que te pida, dale; y al que quiera tomar de ti prestado, no se lo niegues.
 43 "Habéis oído que fue dicho: Amarás a tu prójimo y aborrecerás a tu enemigo.
 44 Pero yo os digo: Amad a vuestros enemigos, y orad por los que os persiguen;
 45 de modo que seáis hijos de vuestro Padre que está en los cielos, porque él hace salir su sol sobre malos y buenos, y hace llover sobre justos e injustos.
 46 Porque si amáis a los que os aman, ¿qué recompensa tenéis? ¿No hacen lo mismo también los publicanos?
 47 Y si saludáis solamente a vuestros hermanos, ¿qué hacéis de más? ¿No hacen eso mismo los gentiles [ladrones]?
 48 Sed, pues, vosotros perfectos, como vuestro Padre que está en los cielos es perfecto.6 [Sólo el poder de Dios puede cambiar al hombre para perfeccionarlo, y la finalización de su proceso de perfección ocurre cuando Jesús aparece para herir la cabeza de Satanás bajo los pies de usted. Rom 16:20. Debemos ser justos como Él es justo, 1 Juan 3:7. Debemos ser perfectos como nuestro Padre celestial es perfecto, Mat 5:48. Debemos ser misericordiosos como Él es misericordioso, Lucas 6:36. Debemos llegar a ser puros como Él es puro. 1 Juan 3:2-3. Antes bien, así como aquel que os ha llamado es santo, también sed santos vosotros en todo aspecto de vuestra manera de vivir, 1 Ped 1:15. No hay flexibilidad ni equivocación en ninguno de estos requisitos que han sido expuestos.]





http://2.bp.blogspot.com/_yeClRZ6evUs/S1b_L762sCI/AAAAAAAAAq8/YP2hIPyYPJc/s320/sal.jpg




_______________________________________
 Vosotros sois la sal de la tierra. Pero si la sal la sal pierde su sabor, ¿con qué será salada? No vale más para nada, sino para ser echada fuera y pisoteada por los hombres.

el Señor me dijo 'Aquello que la gente pisotea debe ser tu alimento'. Mientras el Señor hablaba me reveló que la gente y los profesantes pisoteaban la vida, aún la vida de Cristo; ellos se alimentaban de palabras, y se alimentaban unos a otros con palabras, pero pisoteaban la vida, y pisoteaban y aplastaban bajo sus pies la sangre del hijo de Dios, la cual era mi vida; y vivían en sus opiniones arrogantes hablando acerca de él. Al principio me pareció extraño que yo tuviera que alimentarme de aquello que los profesantes pisoteaban; pero el Señor me lo reveló claramente por su espíritu y su poder eterno.

Cuando los hombres no hablan palabras inpiradas por el Espíritu de Dios, cuando ellos hablan con sus mentes carnales, cuando dan sus opiniones de qué significa la Biblia; ellos están pisoteando las palabras de Cristo, destruyendo su verdadero significado, destruyendo la vida en sus oyentes, y pisoteando la sangre de Jesús — porque están hablando sin vida, están hablando mentiras, están hablando errores, están hablando con el Espíritu de Satanás en vez del Espíritu de Cristo.




http://1.bp.blogspot.com/_PaAMl5n--mE/SnIE2pfKFsI/AAAAAAAAAn4/iaIwPQGR5WM/s320/adulterio.jpg
 cualquiera que mira a una mujer y la codicia ya ha cometido adulterio con ella en el corazón.
Él hizo del homicidio no sólo el acto, sino el enojo y odio en el corazón. Él nos dijo que no devolviéramos los daños o insultos. Nos dijo que restringir el pecado no era suficiente, sino que estamos contaminados con lo que está en nuestro corazón; de modo que nuestros corazones deben ser limpiados del deseo o la inclinación a pecar.
Nos dijo: si vuestra justicia (rectitud) no fuere mayor que la de los escribas y de los fariseos, no entraréis en el Reino de los cielos. (Mat 5:20). Note, justo después que él nos dice que mirar a una mujer para desearla es cometer adulterio en nuestros corazones, después nos dice que si nuestro ojo derecho nos hace pecar, que lo quitemos. Esto nos muestra la seriedad del pecado sexual.

Ahora, Jesús es justo.
 Note, justo después que él nos dice que mirar a una mujer para desearla es cometer adulterio en nuestros corazones, después nos dice que si nuestro ojo derecho nos hace pecar, que lo quitemos. Esto nos muestra la seriedad del pecado sexual. Porque esto lo sabéis muy bien: que ningún inmoral ni impuro ni avaro, el cual es idólatra, tiene herencia en el reino de Cristo y de Dios. Nadie os engañe con vanas palabras, porque a causa de estas cosas viene la ira de Dios sobre los hijos de desobediencia. Efe 5:5,6
Pero él no quiere que nos mutilemos. Sólo está ilustrando lo serio que es continuar pecando. Jesús está tratando desesperadametne de decirnos que para que entremos al Reino y escapemos el infierno, el pecado tiene que salir. Sabía que los ministros falsos con evangelios falsos que prometían libertad para continuar pecado se levantarían después que él se fuera. Los cambios en nuestro corazón por medio de la cruz perdida de la pureza pueden quitar el deseo de la mano, el pie, y el ojo que causan que pequemos.

 No juréis.
Jurar no es decir malas palabras. Jurar es tomar un juramento, o jurar "decir toda la verdad." Jurar fue prohibido por Jesús y por Santiago: sobre todo, hermanos míos, no juréis, ni por el cielo, ni por la tierra, ni por ningún otro juramento. Más bien, sea vuestro sí, sí; y vuestro no, no; para que no caigáis bajo condenación. Santiago 5:12. La razón por la cual Jesús nos dice que no juremos por el cielo, ni la tierra, (ni la Biblia) ni por Dios, ni tampoco los cabellos en nuestra cabeza, es porque usted no puede controlar ninguna de esas cosas, de modo que pretender poder invocarlos es una completa exageración, aún una mentira.

Pero sea vuestro hablar, 'sí', '', y 'no', 'no'. Porque lo que va más allá de esto, procede del mal. A menos que nuestro espíritu egoísta, el espíritu de Satanás, que cada hombre tiene, sea crucificado, la mayor parte de lo que hablamos es del espíritu de Satanás; aún si usted ha "aceptado a Jesús," su boca sigue siendo controlada por el espíritu de Satanás hasta sea crucificada en la cruz interna de la negación propia,(LUCAS14:27) siendo sustituída por el Espíritu de Cristo para reine en sus corazones, pensamientos, palabras y hechos. A menos que que su corazón haya sido purgado de la maldad que está en él, por la gracia poderosa de Dios, para ser purificado, sus palabras provienen del Espíritu de Satanás. Por eso, Jesús no quería que el hombre diera testimonio de él, porque él sabía lo que estaba en sus corazones. Juan 2:25. Y muchas otras veces, Jesús ordenó a los hombres a que no hablaran de los milagros que había hecho; porque él no quería el testimonio de los hombres que todavía tenían el corazón lleno de maldad, como lo tenemos todos, hasta limpiados por él. Por eso, Jesús dijo: Pero yo os digo que en el día del juicio los hombres darán cuenta de toda palabra ociosa [inefectiva] que hablen. Mat 12:36.Por esto somos alertados por santiago en su carta donde nos arvirte de la lengua.(santiago 3)

 Sed perfectos como vuestro Padre que está en los cielos es perfecto.

Note, Jesús no dejó ninguna flexibilidad en la definición de ser perfecto, lo cual él nos mandó que fuéramos. Él no nos dice tan perfectos como sea humanamente posible. Él no nos dice casi perfectos. Él no dice medio perfectos. Él dice: perfectos como su Padre que está en los cielos es perfecto — una calificación definitiva de perfección — y una perfección indiscutible.

Ahora, Jesús no miente; Jesús no exagera. Por lo tanto, si él nos dijo que fuéramos perfectos, así como nuestro Padre en los cielos es perfecto, entonces debe ser posible, y es posible. Mortificad, pues, vuestros miembros que están sobre la tierra: fornicación, inmundicia, deleite carnal , mala concupiscencia, y avaricia, la cual es servicio de ídolos. Col 3:5. Porque por misericordia y verdad será purgado el pecado del corazón, Prov 16:6; — con obediencia que lleva a la justicia, Rom 6:16

Como dijo Pablo: A él anunciamos nosotros, amonestando a todo hombre y enseñando a todo hombre con toda sabiduría, a fin de que presentemos a todo hombre, perfecto en Cristo Jesús. Col 1:28. Negar la perfección es: 1) negar el propósito del ministerio, como también 2) negar que las escrituras son certeras, verdaderas, e inspiradas divinamente.

Por medio de sus esfuerzos carnales, muchos de los mandamientos de Jesús son imposibles de guardar completamente, no importa cuánto trate; a menos que usted vaya a él para recibir el poder de Dios que produce cambio. El cristianismo no tiene poder porque no entienden el evangelio, que es el poder de Dios; ellos no entienden la cruz, que es el poder de Dios; y no entienden el poder de su nombre. El cristianismo no tiene poder, y practica una apariencia (una caparazón vacía) de piedad; exactamente lo que advirtió Pablo. 2 Timoteo 3:5. Pero usted puede ser cambiado para poder guardar completamente todos los mandamientos de Jesús, para cumplir la ley, para establecer la ley, para llegar a ser perfecto, para llegar a ser puro, para llegar a ser santo — al creer en sus promesas verdaderas e ir a él para escuchar en silencio, oír, y obedecer. Pero a menos que usted lo haga, siempre estará encerrado en la esclavitud del pecado, sin poder amar como él le manda que lo haga, sin poder mostrar el amor de Dios al mundo, sin poder ser un verdadero discípulo de Cristo, sin tener herencia en el reino de Cristo. Escuchar y obedecer lo que usted le oye al Señor decirle, resulta en que el Espíritu hace morir el pecado en su carne; hasta que finalmente el Señor aparece pare destruir completamente el residuo del espíritu de Satanás que está en su corazón, cuando él aparece para herir la cabeza de Satanás bajo sus pies, (una experiencia personal), y destruirlo con el brillo de su venida y consumirlo con el espíritu de su boca (la espada aguda de dos filos).


Usted debe oír, escuchar, y recibid con mansedumbre la palabra implantada, la cual puede salvar vuestras almas. Santiago 1:21

Si usted espera en lo que es puro, usted encontrará y verá, porque Dios le ha dado una medida de su espíritu, por el cual usted puede comprender las cosas y ver los engaños. Ahora, cuando la mente se sale de esa medida pura, que le permite ver los engaños, la sencillez es atrapada, y Dios no está ya en sus pensamientos; en cambio, el hijo de la perdición en usted se sienta en el templo de Dios, donde él no debe sentarse. Con el nacimiento del Señor [en usted], este hijo de la perdición es descubierto, y con el brillo de la venida de Dios [en usted], él es consumido; ese hombre de pecado es revelado [en usted], y así usted testificará que las escrituras se han cumplido. Pero usted debe esperar en aquello que es puro, que le mostrará cuando su mente se aleje hacia la desobediencia, y establezca a los sacerdotes de Baal (externos) ante Dios, y que trae una distracción en la mente donde hay una separación entre dos (usted y Dios); porque todos los problemas están afuera en el mundo, pero Cristo dijo  "en mí ustedes tendrán paz perfecta." Espere en Cristo y guárdelo en su corazon y mente, (allí es donde usted espera su venida). Manténgase enfocado en lo interno, (siga buscando a Cristo dentro de sí mismo), y no siga los clamores de que Cristo está aquí o que Cristo está allá, que lo distrae hacia una búsqueda exterior, y usted tendrá paz en un corto tiempo. Después usted testificará a Cristo, quien es la sustancia de los profetas y los apóstoles. Las escrituras les son enseñadas dentro de usted (por Cristo) para guiarlo al Padre, el Señor Dios del cielo y de la tierra. Al esperar al Espíritu del Señor para que guíe su mente, usted encontrará que su fortaleza es renovada diariamente por el único Espíritu que nos dio las escrituras. No hay confusión, sino paz perfecta. Este Espíritu bautiza en un sólo cuerpo, y este Espíritu es la unidad de los santos, quien aunque esté ausente en el cuerpo, sin embargo está presente en Espíritu, y a todos se les hace beber en el único Espíritu. Este Espíritu circuncida y quita el cuerpo de pecado de usted, y usted es santificado por medio de su obediencia al Espíritu. Usted llegará a testificar que las escrituras son puras y claras, ya que no están mezcladas [con las interpretaciones de los hombres], como los hombres santos las poseyeron y las entregaron. De modo que los hombres santos las poseen y las dan otra vez y testifican de ellas otra vez.

Es Importante Para Este Ministerio tu Comentario

http://2.bp.blogspot.com/_A26cIysUsfA/S7nXIZhh_II/AAAAAAAAAL4/OzKs5lA3qoE/S640/blog.jpg